El Hospital de Campaña o Militar que se montó en el predio del Liceo Militar, frente al hospital José María Cullen, continúa funcionando como era esperado.

A poco más de un mes desde el ingreso del primer paciente, “hoy en día está trabajando con el servicio completo”, ya que se encuentran ocupadas las 30 camas que se establecieron inicialmente, y ahora se sumaron 4 más, lo que hace una capacidad total de 34 camas.

Con respecto al funcionamiento del nosocomio, Andrea Balsarini, encargada del mismo, aseguró que se trata de internaciones de cortas estadías, por lo que hay mucho “gira camas”: un paciente sale y otro entra.

Además, si bien son pacientes de todos los servicios, se destacan los de traumatología ya que no descendieron los accidentados.

Cabe recordar que el Hospital Militar atiende los pacientes no covid que son derivados del Cullen que funciona casi por completo como un hospital covis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *