El presidente de la Empresa Provincial de la Energía, Mauricio Claussi, anticipó esta mañana que la compañía definirá hacia mediados de abril un aumento de la tarifa del servicio eléctrico y que los usuarios comenzarán a recibir las facturas con los nuevos valores entre mediados y fines de mayo. La suba, estimó, podría rondar el 30 por ciento.

Claussi afirmó que tanto la EPE como el gobierno de la provincia hicieron fuertes esfuerzos para mantener la tarifa y la competitividad de la empresa, pero aseguró que el aumento de los costos (insumos, combustible, salarios) obliga a estudiar lo que llamó “una readecuación” de la tarifa.

“El objetivo no es la rentabilidad de la EPE sino proveer un servicio de calidad creciente y cuidar el bolsillo de los santafesinos”, aseguró. Y añadió: “También, mantener la competitivad de la empresa”.

Destacó que pese al constante aumento de los costos la EPE no dejó de hacer inversiones, especialmente en Rosario, y destacó que el usuari residencial no tuvo aumentos desde diciembre de 2019.

De todos modos, anticipó que la empresa va hacia un esquema tarifario que establezca diferencias entre los usuarios. “Vamos a cuidar especialmente a los jubilados y al segmento que tiene mayores dificultades en términos sociales”, sostuvo y sobre el final resaltó que el aumento rondaría el 30 por ciento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *