Un grupo de comerciantes se concentraron este mediodía en la esquina de calles Mitre y Obligdo, a metros de la plaza mayor de la ciudad de Reconquista en rechazo a las mayores restricciones a la libertad de trabajar que impusieron mediante sendos decretos el gobierno de la Nación y la Provincia, vigentes desde este sábado 22 de mayo de 2021.

La reacción fue espontánea a partir de que inspectores de la Municipalidad comenzaron a visitar los locales comerciales abiertos para notificarlos de las nuevas medidas vigentes. “No se labró ningún acta de infracción, solo se los notificaba”,  respondió el secretario de Control Público de la Municipalidad, Lic. Nicolás Sandrigo.

La nueva convocatoria fue a las 17:00 horas en el mismo lugar. Allí,  nuevamente se pudieron manifestar y tras cantar las estrofas del Himno Nacional Argentino, se trasladaron por calle General Obligado, hasta Iriondo, y desde ahí marcharon hasta la casa municipal, lugar donde reclamaron mayor compromiso por parte del gobierno de Reconquista, posteriormente entonaron nuevamente el Himno Nacional, y luego se dirigieron al Concejo Municipal de la ciudad. 

Testimonio

Emiliano Pietropaolo, comerciante con varios empleados a cargo, dijo:

“La movilización de hoy no hace mas que dejar en evidencia que los comerciantes, gastronómicos y ciudadanos ya no podemos hacer mas esfuerzos. Los dirigentes políticos tienen que entender que al sector privado no le pueden pedir mas solidaridad. Ellos no demostraron ser solidarios, no se bajaron los sueldos, subieron los impuestos y no redujeron el gasto estatal”.

Añadió que “como el estado no compró las vacunas necesarias, no testeó de forma masiva y no pudieron aumentar las camas de terapia intensiva., hoy toman la decisión mas fácil para ellos, que es cerrar todo: las escuelas, los comercios, los bares y los restaurantes. Eso si, a los impuestos los siguen cobrando. Entonces me pregunto: ¿Dónde esta el esfuerzo que hacen los dirigentes?”.

Sostuvo que “ya no hay margen para cerrar, y como nuestros políticos no hicieron sus deberes, hoy nos vemos obligados a marchar para a sentarnos en una mesa a discutir como vamos a funcionar y trabajar todo el invierno, en convivencia con el Covid-19. De nuestra parte esta toda la voluntad para poder establecer un protocolo seguro para cada actividad comercial e industrial de nuestra región. Del lado de los funcionarios está si quieren sentarse a hablar de estos temas, o si van a hacer oídos sordos al reclamo. Ojalá podamos sentarnos con el intendente de la ciudad de Reconquista para que estas marchas pasen a ser una anécdota mas de esta eterna cuarentena y todos volvamos al trabajo; de lo contrario es el principio de un camino difícil”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *